20080523

Cóctel Molotov

............................

Se llama cóctel molotov o bomba molotov a una incendiaria bomba de fabricación casera cuyo propósito más que de la explosión, es de la expansión de una actitud inflamable, caprichosa y poderosamente sorda, basada en gritos, berrinches, un claro manejo del "Yo tengo la verdad absoluta" y un desagradable aumento del Ki.


Esta bomba está hecha de una mezcla de ciertos componentes por ejemplo: palabras altisonantes, justificación de los actos propios con los ajenos, sonrisas demoniacas, nudos en garganta, estómago y cuello, silencios incómodos, miradas y frases punzo cortantes, conocimiento exacto sobre los puntos emocionalmente vulnerables, aceleración cardiaca, maldiciones, chantajes, amenazas, el clásico gesto de estar a punto de parir chayotes (Paquita no tengo nada en contra de tu barrio), cambios en la coloración de la piel (rojo, verde, amarillo, morado o azul), deseos por pertenecer a la tercera repisa del purgatorio, tendencia al comportamiento infantil y objetos voladores claramente identificados (vasos, platos, floreros, palos, botellas, sillas, cristianos, escobas, guitarras y por increíble que parezca una chancla capacitada para romper puertas, hocicos y ventanas), etc.


En este caso un trapo o pedazo de tela en la boca de la botella no serviría como mecha, al contrario, sería uno de los recursos para evitar que el contenido de la bomba se derrame y entre en contacto con la llama y se encienda. Otro método para evitar que el cóctel molotov cumpla con su misión es utilizar el pasito Tun Tun, darse la media vuelta e irse con el sol cuando muera la tarde. El último pero más eficaz de todos es el desintegrador de soberbia equipado con un revolucionario sistema para desinflamar el ego que a su vez aclara la mente y destapa los oídos.


Existen también las bombas que en lugar de mecha utilizan ácido sulfúrico y potasa cáustica que al ser lanzadas el cristal se rompe y el ácido entra en contacto con la potasa provocando una reacción exotérmica y... ¡KABUM! la expansión de la actitud inflamable se vuelve inevitable y no se tiene control sobre el aumento del Ki. Estás bombas son de fácil reconocimiento ya que cuentan con las siguientes características: el rostro fruncido o de mosca muerta, mirada vacía, lengua larga, joroba prominente, fastidio al hablar, ojeras, padecen alergias y erupciones en la moral (consecuencia de las dos ultimas explosiones) .


Creo que solo me resta añadir que los daños por el fuego son menores a los del daño corrosivo a la paciencia y el corazón, estos a su vez proporcionan al individuo con el paso del tiempo la experiencia y madurez suficiente para afrontar cualquier ataque o conflicto.


Nota: Estos cócteles pueden ser decorados con cascaritas de limón que le dan ese toque amargo a la reacción exotérmica.