20081113

La belle lune... Altera mis mareas

La Luna

La luna se puede tomar a cucharadas
o como una cápsula cada dos horas.
Es buena como hipnótico y sedante
y también alivia
a los que se han intoxicado de filosofía
Un pedazo de luna en el bolsillo
es el mejor amuleto que la pata de conejo:
sirve para encontrar a quien se ama,
y para alejar a los médicos y las clínicas.
Se puede dar de postre a los niños
cuando no se han dormido,
y unas gotas de luna en los ojos de los ancianos
ayudan a bien morir
Pon una hoja tierna de la luna
debajo de tu almohada
y mirarás lo que quieras ver.
Lleva siempre un frasquito del aire de la luna
para cuando te ahogues,
y dale la llave de la luna a los presos
y a los desencantados.
Para los condenados a muerte
y para los condenados a vida
no hay mejor estimulante que la luna
en dosis precisas y controladas...

***Jaime Sabines***

Hoy definitivamente me embriagué de vos...

Mi ciclo vital es lunar y hoy tengo alteradas todas mis mareas... Me vi llena de regalos para vos pero en el mar de mis pensamientos la que naufragó fui yo.

Hoy las mareas me escupen del mar, intento navegar después de naufragar con Jaime deslizándome ahora sobre la canción desesperada.

Tal vez hoy por la madruga lea de nuevo los 20 y me despierte soñando no se qué, y entre las sensatas letras me de cuenta otra vez de que la loca aquí soy yo...